lunes, 11 de agosto de 2008

"Qué ganas tengo de que llegue octubre"

- Madre, conozco todo el pasado de Antonia, porque ella me lo ha contado, y yo la creo.
- Si lo que pretendes es formar una familia con esa lagarta, tengo noticias de que sufrió una operación, y que la dejaron hueca. (1)

El chantaje emocional al que doña Angustia sometió a su hijo al oponerse empecinada a que formara una familia con la mujer que amaba, resulta desgarrador. Perlas como la que abre esta entrada las espetaba cada dos por tres la buena señora con el más absoluto desprecio por los sentimientos ajenos, y Manuel sufría horrores ya que sentía adoración por su madre, aunque sin Lupe Sino sencillamente no podía vivir.
Al tener la pareja la fecha de la boda fijada para finales de octubre
-¿quizás coincidiendo con el día que se conocieron, 27, miércoles, de 1943?-
y encajando las múltiples piezas de que se dispone, se llega a la conclusión que la velada de aquel 10 de agosto en San Sebastián cuando tras matar la corrida Manuel fue a visitar a su madre que le esperaba con un reducido grupo de amigos en Villa Iru, no fue todo lo agradable que cabría suponer. Doña Angustias, cerril, se negaba a asistir a la boda de su único hijo varón y a Manuel la postura le causaba un tremendo dolor. No solo por no sentirse acompañado por el ser que más quería en día tan señalado, sino porque la boda del español más retratado de la época sería el acontecimiento social de la década y, en consecuencia, la ausencia de su querida madre pondría al descubierto una situación familiar que él no deseaba que se hiciera pública bajo ningún concepto.
Aquella noche en San Sebastián el asunto se debió radicalizar y a fechas tan avanzadas, debió ser en este preciso momento cuando a Manolete se le ocurre recurrir al periodista Antonio Bellón, personaje muy cercano al torero, rogándole que intercediera y lograra convencerla por el bien de todos, y Manuel parte hacia Huesca profundamente preocupado ante la papeleta que se le presentará en cuanto dé por concluida la temporada en Zaragoza y comiencen los fastos.

Una laguna ha quedado en el camino, la foto de Manolete siendo entrevistado en el callejón de la plaza del Chofre por Matías Prats en directo para RNE y en la que dice la célebre frase 'Qué ganas tengo de que llegue octubre', se supuso siempre que fue realizada en la segunda comparecencia del torero en la feria vasca, o sea, el 16 de agosto próximo. Pero parece ser que la escena se produjo durante el festejo del que hablamos aquí pues durante una conferencia que sobre el Mostruo impartió Fernando Vizcaíno Casas hace unos años en el Hotel Victoria, de Madrid, con Manolito Vidal de presentador, el autor de las Autonosuyas confesó que la de Matías no había sido la última entrevista de Manolete, sino que la última se la realizó él al día siguiente en la plaza de Huesca, festejo con el que se concluyen esta etapa, que fue curiosamente también según sus palabras la primera que firmó el escritor

(1) Artículo de Manuel H. Carrecedo en La Opinión.

15 comentarios:

Anónimo dijo...

en ese sitio,donde matias le hace la entrevista a manolete,deberian de estar los periodistas,y no que parecen que van a entrevistar al toro.

cortinar

Anónimo dijo...

Pues muy de acuerod con Cortinar. En algunas plazaa, como Madrid, da verguenza ver tanto microfono y tanta camara por el callejon.
Salud
El Coronel

Anónimo dijo...

Señora condesa,
su relato me resulta espléndido.
Estamos deseando llegar a Linares de su mano,
que beso afectuoso desde México,
madame.
ROSO

Noelia Jiménez dijo...

Qué mala pécora doña Angustias. Le tengo un odio visceral desde que leí su libro, señora condesa. La lagarta, sin duda, era ella...

Anónimo dijo...

Sra. Condesa,
no desconfío de su palabra
pues tienen para
mi la máxima credibilidad pues la leo hace muchos años.

Dijo que Girón había hablado de Manolete y su relación con las drogas en un libro,
¿podría facilitarme el título del libro???

Gracias,

MANOLETISTA-MADRID

Anónimo dijo...

Noelia te entiendo perfectamente, a veces las madres, ejercen de pecoras, pero los cumplables siempre son los hijos, que se dejan mangonear. ¿no has tenido ningun novio con una madre estilo Dª Angustias? seria divertido leerlo en tu blog.
A tus pies Noelia.
A sus pies Condesa
Salud
El Coronel

Noelia Jiménez dijo...

Pues la verdad es que con casi todas las madres de mis novios/líos me he llevado casi mejor que con los hijos... Pero puedo inventarme algo, si le place...

Anónimo dijo...

Gracias por la visita, Cortinar, un aficionado de su categoría es un lujo siempre para cualquier blog.
Tiene usted toda la razón, el comportamiento de los periodistas taurinos actuales en cuanto a saber estar durante el ejercicio de profesión es vergonzoso. Con la moda esta de circular por los callejones como Perico por su casa para conseguir unas declaraciones inmediatamente después que un hombre ha matado un toro
-¿que va a decir?-
yo no se dónde vamos a llegar. En este momento el más tonto de los fotógrafos que anide en un burladero, oficio del que sé de lo que hablo puesto que lo fuí, se cree en su retórica photopost una celebridad de las artes plásticas y mucho más importante que la máxima figura del toreo. Presumidos ha habido siempre y en todos lados, así que la culpa la tienen los matadores de toros actuales por darles a estos mongolos, ¡al Gallo lo iban a vacilar!

Coronel, hoy se debe usted conformar con poco, queda contestado en nuestro saludo a Cortinar.

ROSO, ¿por qué en tu próxima visita no nos cuentas algo taurino de México? Ya sabes que soy muy amiga de la familia Silveti y ya está activa la cuarta generación, ininterrumpidad, de la dinastía, ¿cómo le va Diego, sigue sonando?
Se infoma que Diego es hijo del rey David y que próximamente se presentará como novillero en plazas españolas procedente de la cuadra Corbacho, don Antonio.

Noe, yo también le tengo una tirria a doña Angustias que no puedo con ella, fíjate como sería la prójima que despreciaba a Lupe, por ¿fresca?, y ella tenía dos hijas de muy dudosísima reputación como sabe Córdoba.
O sea, querida míal, la paja en el ojo ajeno... o sea lo de los íntegros del Manifiesto mayormente, haz lo que yo digo, no lo que yo hago,
ja.

Bienvenido, MANOLETISTA-MADRID, con mucho gusto le facilito los datos del libro. Se trata de "Si la memoria no me falla", Planeta, 1995.

Coincido con usted, Coronel, Noelia debería emprender una serie en su blog sobre suegras, lo bordaría.
Noe, si tuviera un hijo flamenquito puedes creerme que te lo daría, sobrina.

La condesa de Estraza

Anónimo dijo...

Sra, Condesa, ¿verdad que llevo razón y Noelia, debria escribir sobre sus "suegras", etc?
Por cieto Noelia, tengo u hijo de 31 tacos, soltero y sim compomiso, sigueindo la tonica de la Condesa, me encantaria entregartelo, asi me quito un "ocupa" en casa. ¡Que bonito seria!
Salud
El Coronel

Noelia Jiménez dijo...

¡¡Qué guay sería tenerla a usted de "suegra"!!

KALIKATRES dijo...

Hombre mi usia coronel pues ya tiene Vd.competencia, pongo en subasta entre las lectoras, abstenganse Alma, Gosthy y Victoria Caceres, a mi hijo de 31 que a pesar de que se ha quedado en España sigue en mi chepa economica.

La preferencia con Noelia se la dejo a Vd. que ha tomado la iniciativa, no porque no valga la pena por belleza fisica e intelectual.

Grantizo buena presencia y pocas ganas de trabajar, la hipoteca la seguire pagando yo durante los tres proximos años, luego con sumo placer se la traspaso a los contrayentes.

Mi bolsillo garantiza con pesar para su contenido que esta bien alimentado y aparente.

berrendita dijo...

A ver: Doña Angustias era un fiel producto de su época, hija de la Córdoba de estrecheces y calles oscuras, de la posguerra de pies descalzos, de la decencia al pie de una verja, de la buena fama, las novias vestidas de virgen y la pata quebrada.

La hermosa Lupe Sino se alejaba bastante de ese estereotipo de la España santona ultranacionalista y ultracatólica. Su Manué no podía casarse con una mujer así, por mucho que le expliquemos nosotros que sí.

Un beso.

p.d.1: Noe, escribe sobre tus suegras y vete afilando el cuchillo y el ingenio.

p.d.2. Me encanta esta entrada, Condesa y la cita que lo encabeza. Conozco el artículo y creo que lo conservo. Vaya a la memoria de Manuel Carracedo, excelente periodista, aficionado y amigo, a quien el cáncer le pegó una corná mortal en el pulmón. Otro beso.

Anónimo dijo...

¿Ves?, Noelia, lo que te decía, la diferencia entre hombres y mujeres, nosotras con nuestros problemas tirando para adelante como leonas con hijos o sin hijos, y ellos intentando deshacerse de sangre de su sangre.
Llama la atención, queridos Coronel y Kalikates, y se me viene a la cabeza mientra escribo el caso del pobre PPcarlos, el que cuando aquello mío tenía siete veinteañeros, siete, bajo su responsabilidad y amparo doméstico. En el fondo no me extraña nada que ande pegando topetazos por la vida, una situación familiar así puede acabar con cualquiera tirándose una tarde de cabeza desde la barandilla de la delantera de andanada y 'desnuncarse' a continuación en la cantería del "8" alto.

Te voy a poner los dientes largos, Noeli, yo sería
-soy, porque tengo niña y niño- una suegra a lo Pilar Bardem.
El niño, que es aún muy joven para ti, es un tacazo. Con decirte que la Leti-Ghosty lo junó en Las Ventas la tarde de la corrida de Adolfi y breó a Rosa a mensajes pidiendo datos de urgencia. Atrevida, vamos, se arrima la futbolista burgalesa al chaval y la arrastro por los pelos Manuel Becerra abajo.

Berrendita, llegué a la cita del artículo de Manuel Carracedo gracias a una copia que me facilitó nuestro querido Paquito Cañamero, gracias, hermoso.

Anónimo dijo...

¿Trece comentarios?
Fuera trece, pues anda que no me ha costado a mí nada quitarme de encima las malignas influencias pasadas, como para ahora no estar prevenida contra la misteriosa presencia de la numerología.
(14 comentarios, lagarto, lagarto)

La condesa de Estraza

KALIKATRES dijo...

Estimada Condesa conociendo su gusto dudo mucho que su hijo/ahijado le dedicara mas tiempo de lo que obliga la cortesia a Leti-Gosthy, sino no se parecia a Vd.

Aunque dicen que hay ojos que se enamoran de legañas, Leti-Gosthy es demasiado legaña.

Y de arrastrarla Manuel Becerra abajo nada, al Manzanarees de cabeza, con los patos.