lunes, 31 de julio de 2017

Antonio Corbacho



Aunque le recuerdo diariamente, sobre todo a media mañana, hora en la que me solía llamar cuando estábamos los dos hechos papilla, no quiero dejar pasar el día de hoy, día de su muerte en Madrid, sin que quede registro en este blog de su paso por la tierra dando un ejemplo de hombría tan grande, que viendo el panorama masculino general bien podría pensarse que era un macho único venido de otro planeta.
 Antonio Corbacho, y se me saltan las lágrimas, mas guapo de viejo que de joven, más guapo en la enfermedad que en la salud, un hombre purificado, un leño inteligentísimo pulido a sí mismo del que te agarrabas del brazo para atravesar los más inhóspitos territorios, 
y ya podían caer bombas.

2 comentarios:

bragaomeano dijo...

Creador de la última figura importante José Tomás y Pulido del único torero que queda en el escalafón que marca las diferencias con la mano izquierda, Alejandro talavante.
Ya sólo por eso, tiene un hueco la eternidad de la fiesta.

La condesa de Estraza dijo...

Tal cual según tus palabras, y más cosas, gracias muy especiales por tu comentario en reconocimiento a un gran hombre que fue mi amigo del alma.
Bragao, bs.

La condesa de Estraza