domingo, 4 de octubre de 2009

Comparaciones


En su momento se redactará un texto sobre el particular dedicado a esa nueva afición madrileña llena de prejuicios, figurona y pinturera y que gracias a Internet desea crear opinión sin saber de lo que habla, que tanto daño está causando a una plaza que hoy por hoy ha perdido el norte y a la que no se le ve futuro por ningún lado.
Los dos toros de las fotos son: Velador, de Victorino Martín, y Ventanero, de Núñez del Cuvillo, lidiado en tercer lugar en la tarde de ayer durante la feria de Otoño de 2009.

He decidido dejar esta entrada tal y como está, sin otro texto que el del avance anterior.
Y una vez comparado el trapío de los dos ejemplares de las fotografías, Velador, de Victorino Martín, único toro indultado en la monumental de Las Ventas en julio de 1982, y el toro Ventanero, de la ganadería de Núñez del Cuvillo, corrido en la misma plaza en octubre de 2009, cree una que sobran las palabras.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Gracias Juan Ramírez,

Gracias Condesa,

Gracias gitanos,

GRACIAS


Esta noche mando yo/
mañana mande cualquiera...

IM

el indio verde dijo...

Esta feria de Otoño es claramente un punto de inflexión en la decadencia de la primera plaza del mundo, hubo una suma de pequeños detalles que no engañan, ahora todo va a ir mucho más rapido, el proceso solo ha empezado.
Un saludo

La condesa de Estraza dijo...

Gracias a tí, IM.
"Esta noche mando yo,
mañana mande cualquiera,
esta noche 'vi' a 'poné'
en las esquinas banderas..."
¿O no?

Bienvenido a esta casa, Indio Verde, le conozco a través del blog de Ludo y le suelo visitar con frecuencia.
Fíjese, Indio, no me acordaba del contenido de su comentario y llego "resién" del blog del Caballero donde he puesto un comentario que viene a decir lo mismo que dice usted. Yo además, en mi osadía, le he puesto fecha de cierre a la que fue la primera plaza de mundo.

La condesa de Estraza

La condesa de Estraza dijo...

Aúpa, seguramente desde la blogosfera hemos contribuidor a conseguir que no se pare de hablar en los cenáculos madrileños de la afición al toro, de la corrida de Cuvillo en general y del tercer toro, Ventanero, en particular.
Obviamente este medio, como todos, tiene una audiencia familiar, que no es muy dada a comentar pero sí a pegarte la paliza. Una serie de lectores cercanos de esos que por narices ves a diario, y, pase lo que pase, acabas hablando del toros.
Para ellos, sobre todo para los que te abrasan a mails, me guataría decir lo siguiente acerca del tema:
a) me gustó mucho, de salida, el segundo toro lo que pasa es que luego no lo vi, ignoro si por culpa de Morante o propia.
b) el toro Ventanero no era de vuelta al ruedo, o sí, pero yo no se la hubiera dado y, de dársele, la hubiera protestado. Las vueltas al ruedos no se pueden maificar pues son la excepción, por rigor, y menos en Madrid
c) para mi gusto el toro, por hechuras, tenía un defecto nada Nuñez ya visualmente hablando y, por añadidura, comparándolo con el toro de Madrid hasta los años ochenta, plaza en la que desde siempre han cabido muchos toros. Ventanero, estando vareado, por añadidura resultó patilargo, pelín zancudo, lo que le quitaba hondura, luego trapío.

La condesa de Estraza

Judas Iscariote dijo...

Eso iba a decir antes de leer su último comentario, que el toro Ventanero, está escurrido de carnes.

el chulo dijo...

admirada, estimada condesa,
claro que la toreria de nuestros machos de salon va muy mejor delante tales "animalcules".
pero asi va la vida!
el que mejor comunica siempre gana!
todo eso me da nauseas, hasta el engano de estas figuritas, y hasta su querido tomas qui hoy dia torea muy de pico, y solo bueyes de bandera!
antono bienvenida si senora, gran torero, puede ser el mayor, detras de su manolete que nunca vi, yal igual de mi antonete pero que me parece tan representativo de una epoca.
eso no impede la amistad, verdad?